Empapados

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Banesco inició una ola de solidaridad con los afectados por las lluvias en Venezuela, que han obligado al presidente Hugo Chávez a desertar de la Cumbre Iberoamericana. A la entidad dirigida por Juan Carlos Escotet le siguieron las instituciones bancarias venezolanas así como la Corporación Andina de Fomento (CAF), que aportaron cerca de 500.000 dólares para ayudar a los damnificados. Banesco inició una ola de solidaridad con los afectados por las lluvias en Venezuela, que han obligado al presidente Hugo Chávez a desertar de la Cumbre Iberoamericana. A la entidad dirigida por Juan Carlos Escotet le siguieron las instituciones bancarias venezolanas así como la Corporación Andina de Fomento (CAF), que aportaron cerca de 500.000 dólares para ayudar a los damnificados.

Banesco, el mayor banco privado de capital venezolano, puso en marcha el martes una iniciativa para ayudar a los afectados por las fuertes lluvias que asolan el país desde hace días. La ciudadanía tiene aun hoy, cuando las lluvias continúan azotando el país, a su disposición una cuenta corriente, denominada de “Solidaridad por las lluvias”, en la que poder realizar ingresos para dicha causa. La entidad, tras realizar una inversión inicial de 500.000 bolívares (88.113 euros), se comprometió a doblar la cuantía recaudada.

La entidad bancaria venezolana, reconocida por sus acciones sociales, se ha propuesto participar activamente en la ayuda que miles de personas van a necesitar para recuperarse de las lluvias. El Gobierno de Hugo Chávez declaró el estado de emergencia en la región de Falcón, la más afectada, con el fin de acelerar la entrega de asistencia. Sin embargo, otras regiones costeras como Nueva Esparta, Zulia, Vargas, Anzoátegui, Miranda o el Distrito Capital de Caracas también se han visto afectadas por las excesivas precipitaciones.

La entidad puso en marcha un centro de acopio en Ciudad Banesco para recibir agua, pañales, colchonetas y comida enlatada que posteriormente repartirá entre los afectados de las diferentes provincias. Ha recibido 11.000 unidades que ya han sido remitidos al Gobierno para su entrega a los afectados.

A su vez, la Asociación Bancaria de Venezuela y el Consejo Bancario Nacional aportaron el jueves 2,3 millones de bolívares fuertes (409.230 euros) al fondo creado para ayudar a los damnificados por las fuertes lluvias que han dejado al menos 29 fallecidos y más de 50.000 afectados.

Por su parte, la Corporación Andina de Fomento ha entregado 100.000 dólares (77.000 euros). Varias cuentas bancarias, como la puesta en marcha por Banesco, están a disposición de los venezolanos para realizar ingresos solidarios. En 10 de los 23 Estados del país, entre ellos el Distrito Capital, se han suspendido todas las actividades escolares y universitarias durante esta semana debido a la situación de emergencia presentada en todo el territorio norte, desde el oeste hasta el este.

Las fuertes lluvias, que han sacudido el país en los últimos 13 días, han dejado un rastro de carreteras bloqueadas por derrumbes y deslaves, ríos desbordados y zonas pobladas anegadas en buena parte de norte-centro venezolano. Por el momento, el Gobierno de Hugo Chávez ha confirmado el fallecimiento de 29 personas y al menos 56.000 venezolanos habrían visto sus hogares damnificados por las inundaciones. El escenario recuerda a las lluvias que en 1998 paralizaron el país.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA