Un centenario en el año internacional de la química

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Precisamente en este 2011 que se celebra el Año Internacional de la Química, se conmemora también el Premio Nobel concedido a Marie Curie. Son muy pocos los que han conseguido dos Premios Nobel. Ella es uno de los pocos casos. Fue Nobel de Física en 1903 y de Química en 1911. Pauling obtuvo dos Nobel diferentes, uno de ellos no científico, el de la Paz. Bardeen recibió dos Nobel de Física y Sanger dos de Química, en 1958 y en 1980. Precisamente en este 2011 que se celebra el Año Internacional de la Química, se conmemora también el Premio Nobel concedido a Marie Curie. Son muy pocos los que han conseguido dos Premios Nobel. Ella es uno de los pocos casos. Fue Nobel de Física en 1903 y de Química en 1911. Pauling obtuvo dos Nobel diferentes, uno de ellos no científico, el de la Paz. Bardeen recibió dos Nobel de Física y Sanger dos de Química, en 1958 y en 1980.

Marie Sklodowska nació en Varsovia en 1867, donde vivió hasta los 24 años. Se trasladó a Paris para continuar sus estudios y allí se casó con el físico Pierre Curie. Su marido, que fue profesor de ella, era un experto en temas magnéticos. Fue Marie quien le condujo a otro tipo de investigaciones. Ella quedó intrigada cuando Henri Becquerel contó en una clase como la camisa le había quedado estropeada con un agujero grande por introducir en la chaqueta un trozo de pechblenda, que es un óxido de uranio. Fue en el año 1895 cuando Roentgen descubrió los rayos X y entonces Becquerel descubrió también efectos extraordinarios en la pechblenda. Estos fenómenos eran más intensos en los residuos de extracción del uranio que en el propio metal, por cuyo motivo se atribuyeron a un nuevo elemento. Fue en 1898 cuando el matrimonio Curie descubrió este elemento y lo designaron con el nombre de radio. Poco después se llegó a la conclusión de que el uranio, el torio y el actinio eran elementos que presentaban características semejantes. Se les llamó radioactivos. Estos elementos se caracterizan porque producen luminiscencia, hacen conductor el aire que los rodea, actúan sobre la placa fotográfica a través de cuerpos opacos de poco espesor, descomponen el agua, destruyen los tejidos orgánicos y emiten continuamente calor. Más tarde se llegó a la conclusión de que todos los elementos de número atómico superior al bismuto son radioactivos, lo que significa que sus átomos se descomponen espontáneamente.

Un accidente costó la vida a Pierre Curie. Fue atropellado por un coche de caballos, lo que le causó la muerte. Marie sola continuó investigando. Antes, de la muerte de Pierre, descubrieron un nuevo elemento, al que pusieron el nombre de polonio, como referencia al país nativo de Marie. En el siglo XVIII, Polonia había sido repartida entre Rusia, Prusia y Austria. Así, el polonio fue el primer elemento químico cuyo nombre se debe a razones políticas. Una vez muerto Pierre, Marie fue la primera mujer en dar clases en la Sorbona, en los 650 años transcurridos desde su fundación.

Su popularidad fue inmensa. Era llamada e invitada en todas partes. Incluso su efigie apareció impresa en los billetes de 20.000 zloty en su Polonia natal, allá por los años 1990. Mervyn LeRoy en 1943 dirigió una película biográfica sobre ella. Su hija, en 1937, escribió su biografía, que fue traducida a varios idiomas, entre ellos el español.

No sólo poseen radioactividad natural los elementos pesados, sino que algunos elementos ligeros también la poseen, aunque en ellos esta propiedad se limita a los átomos de determinados isotopos. La radioactividad de estos es muy débil. Los fenómenos radioactivos se explican admitiendo que los elementos con estas propiedades emiten chorros de corpúsculos y radiaciones electromagnéticas.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA