Latinoamérica ‘alegra’ las perspectivas del petróleo

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Tres de las principales petroleras mundiales han presentado hoy sus perspectivas de futuro para los próximos años, centradas y animadas por el mercado y los yacimientos de Latinoamérica. Este panel ha tenido lugar dentro del 12º Foro Latibex, que ha reunido a importantes personalidades y firmas de los mercados latinos así como de otras economías de peso en el panorama internacional. Tres de las principales petroleras mundiales han presentado hoy sus perspectivas de futuro para los próximos años, centradas y animadas por el mercado y los yacimientos de Latinoamérica. Este panel ha tenido lugar dentro del 12º Foro Latibex, que ha reunido a importantes personalidades y firmas de los mercados latinos así como de otras economías de peso en el panorama internacional.

La directora de relaciones con inversores de Repsol, María Victoria Zingoni, ha destacado la buena marcha que llevan los proyectos ‘upstream’ y financieros -captación de inversiones- de su compañía con referencia a 2012. Así, entre los planes de futuro de la compañía española están el futuro gasoducto Bolivia-Argentina y los yacimientos recientemente descubiertos en Venezuela. Los buenos resultados que se esperan de estas operaciones implican que “el desafío es mayor” y “se abren nuevos horizontes” para Repsol, según afirmó Zingoni. Entre ellos, lograr que España rebaje su dependencia exterior en refinados, que actualmente se fija en torno al 40%, con mejoras en las plantas de Bilbao y Puertollano. Las buenas perspectivas de estos procesos han permitido a la petrolera fijarse un plan de acciones que la llevarán a Alaska, Rusia y África Occidental, donde recientemente ha hallado nuevas reservas.

Esta buena marcha ha sido refrendada por la brasileña Petrobras que espera duplicar su producción de barriles de crudo actual para el año 2020. La compañía, que aglutina ya el 45% mundial de extracción de carburantes en aguas profundas, ha salido reforzada de sus acuerdos con el Gobierno de Lula que le han permitido explotar reservas en todo el país, especialmente en las regiones del Sureste. Según el consultor de negocios de Petrobras, Carlos Henrique Dumortout, se espera que esta relación continúe dándose. Además ha señalado que el mercado de consumo brasileño está siempre al alza por el aumento de su población y más ahora con las próximas celebraciones de las Olimpiadas y el Mundial de Fútbol.

Por su parte, la mexicana Pemex ha sido la que peor cara ha mostrado al repetir hasta la saciedad que necesita una modernización en todas sus vertientes. Su representante en el Foro Latibex, Celina Torres, ha criticado también que el Gobierno mexicano no reconozca los costes de transporte y distribución de las gasolinas automotrices, lo que hace que su compañía registre un largo rosario de números rojos en esta división. Sin embargo, ha apuntado a que estos problemas tendrán solución gracias a los inminentes ‘acuerdos de colaboración para la producción’ con terceras empresas. Éstos tienen el fin de poder acceder a la explotación de yacimientos en aguas profundas y mejorar la producción de los anticuados pozos del Cantarel para sanear las cifras de actividad de la mexicana.

Las tres petroleras coinciden en que se hace de vital importancia para la consecución de sus objetivos el mejorar el ‘mix’ gas-líquidos que diversifiquen la cartera de producción y se atraiga así a un mayor número de inversores interesados en apoyar las actividades en América Latina y de ahí, dar el salto a nuevos horizontes empresariales.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA