Iberia y British Airways se fusionan en IAG, la sexta mayor aerolínea del mundo

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

International Consolidated Airlines Group (IAG), el grupo resultante de la fusión entre Iberia y British Airways, debutó hoy al alza en Londres y en Madrid. En la capital londinense, sus acciones llegaron a revalorizarse un 2,3%, una subida que le permitió superar a Air France-KLM por valor bursátil con 5.300 millones de libras (6.300 millones de euros). En Madrid, aunque las dudas marcaron sus primeros pasos como cotizada, la compañía no tardó en solventar la parálisis inversora y se mantenía cerca del cierre con ligeros avances en una jornada marcada en España por la recogida de beneficios. International Consolidated Airlines Group (IAG), el grupo resultante de la fusión entre Iberia y British Airways, debutó hoy al alza en Londres y en Madrid. En la capital londinense, sus acciones llegaron a revalorizarse un 2,3%, una subida que le permitió superar a Air France-KLM por valor bursátil con 5.300 millones de libras (6.300 millones de euros). En Madrid, aunque las dudas marcaron sus primeros pasos como cotizada, la compañía no tardó en solventar la parálisis inversora y se mantenía cerca del cierre con ligeros avances en una jornada marcada en España por la recogida de beneficios.

El presidente de Iberia y desde ahora de IAG, Antonio Vázquez, y el consejero delegado de la nueva compañía y BA, Willie Walsh, han realizado el tradicional toque de campana que da el inicio de la jornada en len el índice FTSE.

El nacimiento de IAG crea también la tercera aerolínea europea y la sexta de mundo por ingresos, con una facturación estimada en 14.000 millones de euros (19.000 millones de dólares). Ambas compañías transportaron conjuntamente el año pasado a 55.000 pasajeros, según se encargó de destacar Vázquez.

Gracias a esta fusión, las dos empresas, que en octubre pasado volvieron a los beneficios tras casi dos años de pérdidas, esperan sinergías de 72 millones de euros (97,5 millones de dólares) en el primer año y de 400 millones de euros (542 millones de dólares) anuales a partir del quinto.

Willie Walsh reiteró también la ambición anunciada del grupo de convertirse en uno de los primeros del mundo con la adquisición de nuevas aerolíneas. “IAG tiene un gran futuro por delante”, dijo Walsh. “British Airways e Iberia son las primeras líneas aéreas de IAG, pero no serán las últimas. Nuestro objetivo es que más compañías se unan al grupo”.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA