El Santander pacta la entrada de Qatar Holdings en el capital de su filial de Brasil

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on reddit
Share on telegram
Share on email

Banco Santander ha pactado la entrada de Qatar Holding en su filial en Brasil a través de la suscripción de bonos por importe de 2.719 millones de dólares (1.953 millones de euros), lo que representa el 5% del capital de Santander Brasil. Según ha informado el banco presidido por Emilio Botín a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Qatar Holding suscribirá dicha emisión de bonos que será obligatoriamente canjeable en acciones antiguas o nuevas de Banco Santander Brasil, a elección de la matriz. Banco Santander ha pactado la entrada de Qatar Holding en su filial en Brasil a través de la suscripción de bonos por importe de 2.719 millones de dólares (1.953 millones de euros), lo que representa el 5% del capital de Santander Brasil. Según ha informado el banco presidido por Emilio Botín a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Qatar Holding suscribirá dicha emisión de bonos que será obligatoriamente canjeable en acciones antiguas o nuevas de Banco Santander Brasil, a elección de la matriz.

El vencimiento de estos bonos se producirá una vez cumplidos tres años desde la fecha de emisión. El precio de canje o conversión será de 23,75 reales (10,22 euros al cambio actual) por acción y los bonos pagarán un cupón anual del 6,75% en dólares.

Esta inversión supone la incorporación de Qatar Holding como socio estratégico de grupo Santander en Brasil y en el resto de Latinoamérica, precisa la entidad que preside Emilio Botín. La operación permitirá a Banco Santander Brasil avanzar en su compromiso de que su filial brasileña tenga un ‘free float’ del 25% antes de que finalice 2014 y está sujeta al cierre de la documentación habitual para este tipo de emisiones.

Esta operación se conoce apenas un año después de que el Santander sacase a Bolsa un 16,21% de su filial brasileña por un total de 4.760 millones de euros al precio de entonces. La OPV tenía como objetivo permitir a la entidad presidida por Emilio Botín sufragar un incremento de casi un tercio de sus sucursales en Brasil, donde actualmente ocupa ya el tercer puesto del país por tamaño.

De este modo, un 70% de los ingresos obtenidos mediante la OPV se han dirigido a la expansión de la red de oficinas y cajeros automáticos. En concreto, la entidad pretende abrir 600 sucursales en los próximos cuatro años, lo que supone un incremento de un 28,7% respecto a las actuales 2.091 que tiene abiertas en el país sudamericano. Santander Brasil cuenta también con 1.521 pequeñas oficinas situadas en instalaciones de los clientes corporativos y 18.000 cajeros automáticos.

Brasil es uno de los motores del beneficio del Santander. En la primera mitad del año, la filial de la región aportó 1.294 millones de euros de ganancias, lo que representa un incremento del 35% respecto al mismo periodo de 2009. A finales de octubre el banco presentará sus cuentas del tercer trimestre del año.

TE PODRÍA INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA